Ingredientes

  • ¾ libras de linguine
  • 4 cucharadas de mantequilla
  • 2 dientes de ajo picados
  • 1 taza de crema pesada
  • Sal pimienta
  • Jugo y cáscara de 1 limón medio (alrededor de 3 cucharadas)
  • ½ taza de queso parmesano recién rallado
  • 1 taza de pollo sobrante, picado
  • Cebolleta finamente rebanada, para decorar (opcional)

Pasos

  1. Cocinar la pasta en una olla grande de agua hirviendo salada hasta al dente. Reservar ¼ taza de agua de pasta.
  2. Derretir la mantequilla a fuego medio en una sartén grande. Añadir el ajo y cocinar, mientras se revuelve, hasta que esté fragante. Verter la crema y sazonar con sal y pimienta. Cocinar a fuego lento durante 3-4 minutos, luego revolver en el jugo de limón y ralladura, queso y pollo, y finalmente añadir el linguini cocido. Agregar un poco de agua de pasta reservada para aflojarla un poco si es necesario.
  3. Espolvorear con la cebolleta picada, mezclar todos juntos y servir.